Crónica de una lucha colectiva (25-09-2013)

Estándar

“Dicen que soy héroe, yo débil, tímido, casi insignificante, si siendo como soy hice lo que hice, imagínense lo que pueden hacer todos ustedes juntos”. Mahatma Gandhi.

 En la columna de hace un mes, contábamos la historia del fracaso del “Programa de Retorno Productivo” del gobierno colombiano, en el que habían sido perjudicados trescientos colombianos residentes en España. Para quienes no conocen la historia, un breve resumen: fue un programa ideado para que los compatriotas en España, que quisieran regresar a su tierra, pudieran montar su propio negocio en sus ciudades de origen. La ayuda consistía en una capacitación en España y un capital semilla. Las promesas que se hicieron antes de iniciar el proceso no se cumplieron, además, cambiaron los requisitos que se exigieron a los beneficiarios  en un primer momento, lo que dejaba por fuera a la mayoría. Después de haber participado durante tres meses en una intensa formación y en tutorías personales, ya no podrían acceder a la convocatoria del capital semilla del “Fondo Emprender”.

    cololmbia nos une logo incyde SENA 

 Debido a la desilusión por los planes que se vinieron abajo, al tiempo y al dinero perdidos, muchos de los que habían participado y sus familiares no se quedaron callados. Se unieron para exigir a las entidades involucradas que cumplieran lo prometido y que los requisitos iniciales se conservaran. Enviaron cartas a los organizadores en Colombia para pedir explicaciones: al Ministerio de Asuntos Exteriores y al SENA (Servicio Nacional de Aprendizaje) y al responsable en España: la Fundación de las Cámaras de Comercio de España, Incyde. De las respuestas recibidas se deducía que no harían nada para dar una solución a estas trescientas personas.

 Los perjudicados no se conformaron

Algunas personas afectadas

Algunas personas afectadas en el cierre del curso

Fue entonces cuando se comenzó una batalla que incluyó visitas, cartas y denuncias. La queja, que iniciaron unos cuantos, llegó a la Contraloría General de la República, a la Procuraduría General de la Nación, a los responsables del programa de retorno productivo, a diferentes medios de comunicación en ambos países, a Senadores y Representantes a la Cámara. Se dijeron a sí mismos que llegarían hasta las últimas consecuencias, siempre de manera pacífica, con tal de resolver de forma satisfactoria este pleito. El inconformismo de más de cien personas se oyó a través de Ricardo Marín, uno de los afectados, quien lideró y llevó la vocería del grupo desde Bogotá.  Ricardo ayudó a reunir a más de cien perjudicados, recorrió pasillos, tocó puertas, acudió a entrevistas y escribió innumerables cartas y correos. Logró que hicieran eco de la noticia, medios de comunicación tan importantes en Colombia como el periódico El Tiempo,  http://www.eltiempo.com/colombia/entrevista-con-ricardo-marin-colombiano-perjudicado-al-regresar-de-espana_12953867-4,Canal Caracol: http://m.noticiascaracol.com/nacion/video-303367-un-programa-para-desempleados-colombianos-espana-no-sirvio,Noticias Uno: http://noticiasunolaredindependiente.com/2013/08/11/secciones/que-tal-esto/colombianos-residentes-en-espana-se-declaran-enganados-por-el-sena/, La W Radio: http://www.wradio.com.co/escucha/archivo_de_audio/ricardo-marin-denuncia-que-a-colombianos-en-espana-no-les-ofrecieron-cursos-con-el-sena/20130617/oir/1917055.aspx, y en España la prensa latina: emisoras y periódicos como éste.

  Victoria parcial

 Los siguientes pasos serían las protestas pacíficas frente a los Consulados colombianos en España y la rendición de cuentas de los responsables en Colombia ante la Cámara de Representantes y el Senado. Estos no fueron necesarios, pues la presión del grupo consiguió que se diera una respuesta y que, por lo menos, se prometiera una solución definitiva. Uno de los logros fue la modificación el acuerdo del Ministerio de Trabajo, que ahora incluye a las personas retornadas dentro del colectivo vulnerable, para que puedan acceder al capital semilla. Esto es un dato para no echar en “saco roto” ya que abre la puerta para todos los que regresen a Colombia. Esta victoria parcial se celebró, aunque se considera tardía e incompleta. Después de siete meses de lucha, muchos abandonaron, al ver que el tiempo pasaba y cada vez veían más lejos la posibilidad del apoyo prometido para volver. Además, el grupo no baja la guardia todavía a la espera de que se cumplan otros compromisos acordados.

  Éste es otro ejemplo más de un logro colectivo. Parece que a muchos de los colombianos que vivimos en este país se nos ha contagiado una de las muchas cualidades de los habitantes del Viejo Continente: a no callar, a no bajar la cabeza frente a las injusticias.  El discurso de: “es que las cosas son así” o es que “los políticos son así” está mandado a recoger. Las situaciones y los políticos son así porque nosotros se lo permitimos. Queda demostrado que unidos podemos dar la vuelta a lo que no nos gusta. ¿No crees que imperan muchas circunstancias, políticos e injusticias que “no nos gustan”? ¿Y… qué estamos esperando para cambiarlos?

Edición impresa: http://escolombia.es/I/I01/Edici%C3%B3n64.pdf página18

Esperamos tus sugerencias y comentarios. Escríbenos a claudia@escolombia.es

Anuncios

Deja tu opinión o comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s